OUTFIT MAGAZINE

  • Angelica Santos

PÉTALOS DE ROSA, UN MILAGRO PARA NUESTRA PIEL



La naturaleza es sabia, y nos ha dado un sin fin de elementos totalmente naturales que pueden cuidar nuestra piel y mantenernos bellas sin necesidad de gastar una fortuna. Y los pétalos de rosas son una excelente prueba de ello. Está comprobado que su aceite es bueno para la caspa, iguala el tono de la piel y balancea el pH, pero al combinarlos con diferentes ingredientes podemos crear mascarillas para desmanchar nuestro rostro, combatir quemaduras solares, hidratantes, tónicos contra la piel grasa e incluso estimular el crecimiento del cabello.

El tónico es muy fácil de prepararlo, además, es una excelente ayuda si sufres de piel grasa y manchas. Debes mezclar 10 hojas de menta, con 1/4 de taza de jugo de limón, y 1/2 taza de pétalos, si lo prefieres, puedes usar rosa de Castilla. Mezcla en un recipiente todos los ingredientes y deja reposar por 2 horas y estará listo para usarse. Aplícalo en las noches después de limpiar tu rostro. Si tu piel es sensible puedes cambiar el limón por vinagre blanco.



Si lo que quieres es hidratar y blanquear tu rostro, te recomiendo mezclar 1/2 taza de pétalos frescos, 2 cucharadas de harina de garbanzos, 2 de yogur y una de agua de rosas en un mortero o molcajete hasta crear una pasta. Mantenla en el refrigerador y úsala 2 veces a la semana sobre tu piel dejándola reposar por 10 minutos. Con su uso ¡notarás una gran diferencia!

Pero si lo que deseas es combatir esas quemaduras solares y refrescar tu piel después de un día en el sol o unas largas vacaciones, lo mejor es mezclar 1/2 taza de pétalos y 3 cucharadas de aloe vera en un mortero. Crea una pasta, refrigérala por 20 minutos y aplícala sobre la piel quemada hasta que el efecto frío pase. Después enjuaga con agua fresca. Esto aliviará las molestias en tu piel.

Un buen aliado en el 'skincare' son los sprays hidratantes, los de rosas suelen ser los preferidos ya que son excelentes para obtener un look más fresco. En un frasco con atomizador, coloca ¼ de taza de pétalos cortados en tozos pequeños, ¾ de agua destilada, la cual puedes conseguir en una farmacia grande, 2 cucharadas de glicerina y 2 cápsulas de vitamina E. Deja la mezcla en el refrigerador por 3 horas y aplícala como crema corporal.



Nuestra piel puede ser muy sensible y propensa a tener manchas y signos, ya sea por el paso del tiempo, los rayos UV, o el poco cuidado que a veces le tenemos. Es por eso que debemos aprovechar todos los beneficios que nos da la naturaleza para mantener sana nuestra piel.