OUTFIT MAGAZINE

  • Outfit Magazine

A falta de oportunidades, autoempleo.


Las necesidades de las familias mexicanas están cambiando poco a poco. Ya sean por factores sociales, económicos, o simplemente porque la familia ha crecido o se necesita un dinero extra.

Esto y las nuevas tendencias de algunas empresas en proteger cada vez menos a sus trabajadores o no dar los salarios correctos a sus habilidades han dado pie a que la gente busque otras formas de obtener un dinero extra o convertirse en su propio jefe. Es por eso que ahora es muy común el emprendimiento y auto empleo.

El emprendimiento se basa en llevar a cabo un negocio o servicio por su cuenta. Es trabajo del emprendedor crear desde el nombre de la empresa, hasta colocar los fondos que la mantendrán, organizar su forma de trabajo y si es necesario proveer de las instalaciones para que se lleve a cabo.

El crecimiento de la tecnología también permite que uno pueda auto emplearse según sus capacidades, volverse freelance y ofrecer sus conocimientos sin necesidad de crear una empresa como tal, hacer tu marca personal y vender lo mejor que tienes, a ti. Con ello pones en oferta tu conocimiento y experiencia.


Mientras que el auto empleo, aunque no muy diferente del emprendimiento, permite a las personas ser sus propios jefes en un negocio o servicio en particular, en este caso la empresa ya está creada. Este sistema es conocido como la afiliación. Él debe proveer del material que pueda llegar a utilizar. De esta forma se unen a la empresa como sus propios jefes, independientes del corporativo. Administran sus recursos, y deciden sus horarios.

Aunque este no es un sistema nuevo, pues desde hace muchos años se venía manejando en un mercado más informal, como la venta de catálogo. Hoy en día se escucha más por las nuevas oportunidades de servicios que se están extendiendo por todo el país. Empresas extranjeras y mexicanas que han innovado la forma de auto emplearse, dejando a un lado las ventas y enfocándose en ofrecer diferentes tipos de servicios.

Un claro ejemplo es UBER y Cabify. Se ha posicionado de tal manera que son pocos los consumidores de estos servicios que no cuentan con alguna de estas aplicaciones en su teléfono, pero no son las únicas, Airbnb te permite poner en renta habitaciones o casa para hospedaje, BlaBlaCar permite compartir el auto a un precio económico, para las personas creativas, Kickstarter es el lugar perfecto para darse a conocer y vender sus proyectos y si te enfocas en la fotografía, Istockphoto, o Shutterstock pueden ser una buena opción.

Las posibilidades son infinitas. Algo que no suelen enseñarnos en la escuela es a crear diversas oportunidades. Uno sale del colegio esperando poder entrar a una gran empresa donde podamos desarrollar nuestros conocimientos. Crear nuestra marca personal y atrevernos a salir de lo cotidiano puede ser difícil, pero la satisfacción de realizarlo no tiene comparativo. No es fácil, pero el resultado del trabajo duro siempre es satisfactorio.

#autoempleo