OUTFIT MAGAZINE

  • Angelica Santos

BUBBLE MASK, LA NUEVA TENDENCIA DEL SKINCARE


Si eres una fiel amante de las mascarillas seguramente has escuchado sobre las “bubble mask” y no es para menos, pues además de cuidar la piel, ya que sus ingredientes ayudan a que se vea sana y radiante, también crea una pequeña sensación de cosquillas y, por su apariencia efervescente y su fotogénica apariencia, te dejará salir unas cuantas risas, además de que, jamás se endurece. Pero ¿cómo funcionan?


Las “mascarillas de burbujas” son un invento más de la cosmetología coreana. Estas contienen entre sus muchos ingredientes oxígeno, lel cual, al entrar en contacto con la piel, producen burbujas, ganando así su popular nombre. Y, aunque se pueden encontrar de diferentes marcas, calidad y precio, todas tienen los mismos beneficios:



1.- Rejuvenecer la piel.

No vamos a negar que esta es una de las principales razones por las que muchas usamos mascarillas, y esta, al contener oxígeno, ayuda a la producción de colágeno.


2.- Combatir el acné.

De nuevo, el oxígeno nos muestra sus beneficios sobre nuestro rostro, eliminando las bacterias que producen el acné y calmando los brotes.


3.- Hidrata

La gran mayoría incluye entre sus ingredientes la vitamina C, E y regaliz, las cuales ayudan a mantener hidratada nuestra piel.


4.- Elimina impurezas

Las espumas son una gran opción para penetrar en los poros y limpiar nuestra dermis. Es por eso que este tipo de mascarillas son excelentes para realizar una limpieza profunda.


5.- Desvanece las manchas.

Si eres un aficionado de la vitamina E, sabrás que es excelente para desvanecer manchas y unificar el tono de nuestra piel.

Su uso es bastante simple, únicamente aplica con la espátula, y deja un par de minutos según las indicaciones del fabricante. Para retirarla, utiliza agua tibia y seca cuidadosamente tu rostro con una toalla.


Así que ya sabes, agrega estas divertidas mascarillas a tu rutina de skincare y verás como mejorará tu piel. Recuerda, antes de usarla limpiar tu rostro y, para mejores resultados, no olvides beber agua y usar tu bloqueador diariamente.